Home / Nota verde / Prevención, vital para enfrentar efectos de la temporada de ozono

Prevención, vital para enfrentar efectos de la temporada de ozono

Para disminuir la contaminación, la Coparmex propuso, entre otras cosas, el home office.

Todos los días los habitantes de la Metrópoli respiran diversos gases contaminantes que tienen un alto impacto en su salud, como el monóxido de carbono, plomo, bióxido de azufre y el ozono.

Existen épocas del año, en especial de febrero a junio, cuyas condiciones atmosféricas favorecen su acumulación, lo que se vuelve un grave problema para la población en general, principalmente para los grupos vulnerables.

Así, la Zona Metropolitana del Valle de México tendrá dos meses más (mayo y junio) de temporada de ozono (O3), que se caracteriza por la presencia de alta presión en el centro del país, asociada con masas de aire con bajo contenido de humedad, poca nubosidad y un alto registro de temperaturas y radiación solar.

El ozono se forma por reacciones fotoquímicas en la atmósfera baja a través de dos principales precursores: los óxidos de nitrógeno y los compuestos orgánicos volátiles; durante este periodo, los niveles de este contaminante en el aire alcanzan concentraciones de riesgo durante prácticamente todos los días, entre las 13:00 y las 18:00 horas.

Y son nuestros hogares y vehículos los que producen 70 por ciento de los compuestos responsables de la producción de ozono, que en altas concentraciones ocasiona importantes daños a la salud, al igual que los otros contaminantes que respiramos cada día.contaminacion

Ozono, enemigo silencioso que afecta nuestra salud

Se afectan las vías respiratorias y alveolos, se exacerban las enfermedades pulmonares y cardiovasculares, se reduce la función pulmonar, se agrava el asma, provocan cefaleas, alteraciones en el sistema inmunológico y pueden ocasionar muerte prematura en la población expuesta a altas concentraciones.

El monóxido de carbono (CO) reduce la disponibilidad de oxígeno y puede afectar el funcionamiento del cerebro y corazón; el ozono (O3) inicia un proceso de inflamación pulmonar, puede provocar tos, flemas, enfisema y hasta cáncer de pulmón; y la exposición prolongada al plomo (PB) puede propiciar discapacidad intelectual.

El bióxido de azufre (SO2) puede causar irritación en la nariz y garganta en personas asmáticas, broncoconstricción (estrechamiento de las vías aéreas, lo que disminuye o bloquea el flujo de aire) y disnea (dificultad para respirar).

cubrebocas

Y el óxido de nitrógeno (NO2), además de irritación en nariz y garganta, broncoconstricción y disnea, también incrementa la susceptibilidad de infecciones respiratorias.

Al mismo tiempo, las especies animales y vegetales también se ven afectadas por las altas concentraciones de ozono.

Por todo lo anterior, y ante los dos meses que quedan de la temporada de ozono, la Comisión Ambiental de la Megalópolis (CAMe), entre otras dependencias, recomienda a la población tomar precauciones para evitar daños a la salud.

Sugiere reducir el tiempo de exposición en exteriores, sobre todo de sectores vulnerables, como niños, adultos mayores, mujeres embarazadas y personas con problemas respiratorios y cardiovasculares; evitar llevar a cabo actividades deportivas, de recreo u otras al aire libre si hay altos niveles de ozono en el ambiente.

Solicita, además, verificar que el automóvil se encuentre en óptimas condiciones, incluyendo el buen estado de los neumáticos; llenar el tanque de gasolina por las tardes o noches; evitar el uso del auto en distancias cortas y, de ser posible, compartirlo; obedecer las señales de tránsito.

También, si se maneja, evitar acelerar innecesariamente; en caso de no existir contingencias, usar modos alternos de transporte, como la bicicleta; de ser posible, aplicar home office y realizar compras por Internet; no encender fogatas ni quemas de basura, llantas u otros materiales.transporte

Reciclar es otra de las recomendaciones que la Comisión destaca como una forma de aminorar el impacto ambiental, así como separar la basura y evitar los popotes de plástico, los cuales no pueden biodegradarse, se utilizan una sola ocasión, en un tiempo mínimo, se desechan y muchas veces terminan en el fondo de mares y ríos, afectando a los animales que en ellos habitan.

 

About El Asertivo

Powered by moviekillers.com